domingo, 22 de febrero de 2009

LA PRINCESA CALVA

Jade Goody era una cenicienta con todas las letras. Su sue­ño era ser famosa, tener dinero, una casa grande, coches. Pero Jade se había criado entre caravanas, jonkies y viejeas casas llenas de miseria. Su padre había abandonado a su madre y a ella cuando era muy niña. Su madre pasaba las horas olvidándose de la educación de "su princesita" con crack y alcohol. La niña apenas asistió al colegio. Y Jade, alimentaba su sueño día a día. Su padre murió a los 42 años de una sobredosis, en el poco digno retrete de un bar de mala muerte, mientras ella estaba en las pantallas de medio país en el Gran Hermano UK, ignorante de su suerte. Su madre, decrépita y apergaminada, pareciendo diez años más vieja, vulgar como una patata, había perdido la visión de un ojo y un brazo en un accidente de coche años antes. Y Jade quería destacar por algo que no fuese alcohol y drogas.
Las puertas del estrellato se le abrieron el día en que por primera vez en UK se emitió el Gran Hermano, con su promesa de catapultar a la fama a sus participantes más destacados. No sería hasta la tercera edición del mismo que Jade entraría en la casa de sus sueños. Una Jade que inmediatamente se convirtió en primera plana, no por su gran inteligencia, ni por su belleza.
La primera vez que Jade ocupó primera línea en los periódicos fue por hacerle un "trabajito" sexual a un compañero de casa. La segunda, por participar ebria en un strip-pocker y perder toda la ropa ante las cámaras, tratando de ocultar sus vergüenzas con ambas manos, además de mostrar al mundo sus múltiples flotadores. Jade destacó en BB3, es cierto, pero por las razones equivocadas: su gran incultura la convirtió en mofa nacional. Para Jade, East Anglia era East Angular y estaba cerca de la India. Río de Janeiro era un jugador de fútbol y Albert Einstein era "Mr. Heinstain". Jade era vulgar, ruidosa y espesa. Lo cual no le impidió quedar en tercer lugar y ser la participante del Gran Hermano que más dinero ha hecho. A los pocos meses de su salida triunfal (en un traje que se le había quedado estrecho), la Goody tenía en el banco casi un millón de libras. Se sometió a varias liposucciones, se fue de vacaciones a países que no sabía existían en el mapa y de cuyos nombres ya ni se acuerda, y le regaló a su madre un lifting.
Durante años la hemos sufrido en nuestras pantallas, como protagonista de varios reality shows. Las cámaras la siguieron cuando abrió su propio salón de peluquería y belleza. Estuvieron allí cuando buscaba un Asistente Personal en otro reality. Publicó un libro con su autobiografía y sacó su propio perfume.
Y nuevamente consiguió salir en las portadas de revistas, periódicos y tabloides por las razones equivocadas: su expulsión hace dos años de Celebrity Big Brother después de ser el centro de una polémica racial contra Shilpa Shetty, la reina de Bollywood a la que bautizó como "Miss Popadoom", acusó de apestar a especias y creerse mejor que los demás. Endemol, la productora, recibió más de cincuenta mil quejas por su abuso verbal y ofensivo.
A raíz de su expulsión y su caída en picado, sus libros fueron retirados de las estanterías, su perfume desapareció de los comercios de la noche a la mañana, mientras su imagen era quemada por toda India. De nada sirvieron sus disculpas públicas y la propia Shilpa pidiendo olvidar el incidente. La "carrera" de Jade había sido severamente dañada y de nuevo aparecía en las revistas, llorando como una magdalena, al borde de la quiebra.
Fue precisamente el año pasado cuando Jade participaba en la versión india de BB que se le dio, en directo, los resultados de unas pruebas que había hecho antes de embarcarse en esta aventura que podría subirla de nuevo al podium de la fama. Jade tenía cáncer de cuello de útero y debía dejar la casa inmediatamente y someterse a una operación de urgencia. La operación llegó, el penoso tratamiento, la caída de pelo por la quimioterapia (todo debidamente documentado por las siempre presentes cáamaras). Y mientras tanto, muchos pensaban que todo no era más que otra trágica puesta en escena, un derroche publicitario del que sus arcas volvían a alimentarse.

Sin embargo, el destino ha querido que Jade sea de nuevo portada. No sólo en Gran Bretaña, Irlanda o India. Jade ha logrado alcanzar la portada de prensa seria alrededor del mundo (está en la de El Pais de hoy). Jade se muere. Apenas le quedan unas semanas de vida y su modo controvertido de vivir la vida le han hecho tomar la decisión drástica de vender su muerte y los pocos días que le puedan quedar.

Porque Jade, ademas de inculta, de ávida de atención y de desear una vida mejor, es madre de dos niños de tres y cinco años, para los que piensa dejar una fortuna de más de tres millones de euros, dos millones de los cuales ha sido hecho con la venta de sus entrevistas, con un programa que la ha seguido durante todo su tratamiento, y la venta de la exclusiva de su boda que ha tenido lugar hoy en un hotel rural. Su decisión no ha estado exenta de polémica. Su nuevo marido ingresó en prisión un mes después de que Jade fuese diagnosticada con el cáncer, que se ha extendido tanto que los médicos decidieron hace semanas suspender el tratamiento de cura y en su lugar tratar de prolongar su vida unas semanas más. Jack debía cumplir condena de 18 meses por asaltar a un chico de 16 años. Y el mismo Gordon Brown prácticamente dio su beneplácito para que le concedieran la libertad vigilada con arresto domiciliario, que le impide dejar la casa de sus padres entre las siete de la tarde y las 7 de la mañana. Hoy, sin embargo, podrá romper ese toque de queda para poder disfrutar de su gran día, y esta semana, ambos serán no portada, sino páginas y páginas brillantes para delirio de los amantes del morbo. La novia calva ha cruzado el pasillo que la separaba del altar a duras penas, débil y cansada, según su publicista, pero en el día que había planeado durante años, y que ha debido adelantar y remodelar debido a las circunstancias.

Y es que Jade, va a morir del único modo en que ha sabido vivir: con polémica y frente al objetivo, contando los peniques hasta el último dia, no para comprar coches veloces ni mansiones enormes, sino para asegurar el futuro de sus hijos. De hecho, su marido no recibirá ni una libra de su fortuna a su muerte: todo irá a parar a sus hijos cuando cumplan la mayoría de edad.

Jade sólo tiene 27 años y lo único bueno que ha hecho en su vida televisiva ha sido poner el cáncer cervical en el lenguaje y el pensamiento de muchas mujeres. Cáncer es aún para muchos una palabra tabú. En UK las visitas para el simple test se han triplicado en los últimos meses debido a toda esta publicidad. Porque el cáncer cervical, además de ser el más común en las mujeres, es muy fácil de curar si se descubre a tiempo. Ese mismo tiempo que dirá cuánto le queda de vida a la niña ingenua que quiso ser princesa y se convirtió en villana. Mientras tanto, su rostro seguirá llenando páginas de papel couché hasta el día de su muerte, cuando probablemente, pase al olvido para siempre.

18 comentarios:

Luz de Gas dijo...

anonadado, que historia, sabes lo que te digo que me parece muiy bien que lo haga

Besos

CGR dijo...

La historia es tremenda aunque el problema está en quien compra esas historias y las ve y no en quien las vende. Por un lado, hace bien en aprovechar, siempre y cuando sea verdad que es por sus hijos

chema dijo...

ufff, es una historia estremecedora. me da pena esa chica, a pesar de todo. tuvo una infancia difícil y se equivocó de objetivo. en lugar de buscar la fama y el dinero, por qué no buscó una vida sencilla, serena y feliz? ojalá sus hijos no desarrollen ese narcisismo y esa ambición, que sólo pueden llevar al desastre.

Candela dijo...

El priblema, Chema, es que sus hijos se convertiran en famosos por ser "hijos de" y que probablemente su nuevo marido (que no es el padre de los niños, se me ha olvidado decir), seguira en las portadas por pegarle a este o aquel, por ir a fiestas o por su nueva novia en cuanto se le pase el "dolor" de perderla.
El padre de los niños de Goody no era nadie. Se hizo famoso por salir con ella (quien porras queria salir con un ser mononeural?). Y luego, claro esta, se hizo presentador de television. A Jade al principoio de su fama, le iban a dar un programa de estos de chat show o presentar algun otro, pero todo fue agua de borrajas porque la muchacha no se podia concentrar y se le olvidaba lo que tenia que decir cada dos segundos (ha vivido del cuento pero bien, proque no ha hecho nada). Asi que la saga continuara con "sus sucesores". Venderan los derechos del funeral y a seguir esponjando.

Ana dijo...

Estos días se está hablando mucho de esta chica, pero no había leído la historia tan completa. Es estremecedora de principio a fin. Me da mucha pena. Su vida ha sido una sucesión de errores, de sus padres, de ella posteriormente...en fin, debería morir tranquila y lejos de las miradas de los morbosos. Lo que sí que ha hecho bien, es intentar que la gente se conciencie de que hay que revisarse, hay que ir al ginecólogo y estar pendientes de nuestra salud. Bravo por ella. Por lo demás, el mejor legado que le podría dejar a sus hijos es la intimidad.
Me ha encantado como lo has contado Candela.

SUSANA dijo...

Es un mundo extraño el nuestro Cande...

No conocía a esta Princesa, que los medios han enfocado y convertido en un show.

¿Se trata de vender el alma? Se me ocurre que sí, y qué otra cosa puede vender quien no tiene nada más.

Insisto, es un mundo extraño.

Gracias mi alma, un gran artículo!

Besote!

Shirat dijo...

Puf, menuda historia y menudo personaje. Estoy de acuerdo con Candela cuando dice que los sucesores y el ex seguirán sacando pasta. Siempre habrá compradores para este tipo de basura.

Fauve, la petite sauvage dijo...

Tienes dos cositas en mi blog.

María José dijo...

Chica, es que este tema me pone los pelos de punta...... acabo de ver , otra vez repetida, la noticia esta mañana, pero según dicen no le permitirán morir ante una cámara. No sabia la historia completa, la que tu has contado, solo espero que esos niños , aparte de dinero, puedan tener la educación y la ética que su madre no pudo tener y sean personas estables y , dentro de lo posible, felices.

Besos.

Fermín Gámez dijo...

Por lo pronto, lo siento mucho por ella como persona. Por otro lado, dentro de mis reticencias a hacer lo que ella está haciendo últimamente -porque yo no lo haría-, casi creo que entiendo que intente exprimir al máximo a la decadente sociedad que se aprovecha de ella y de la que ella también se aprovechó en su momento.
Esa sociedad merece ser exprimida.

Hope dijo...

Pues yo prefiero pensar que saldrá algo bueno de todo esto, y que sus hijos tendrán oportunidades que ella no pudo tener y será gracias a ella.

anele dijo...

He visto la noticia en TV y me he quedado de piedra; no conocía la historia.
Otra muñeca rota.
Hasta cierto punto no me parece mal lo que ha hecho con su vida, son los morbosos de encefalograma plano los que han estado enriqueciéndola por ver sus programas, comprar su colonia y leer su interesantísima biografía... si a ella no le ha importado servir de escarnio y ser recordada por su falta de cultura y de amor propio...
No es excusa la falta de educación y atención siendo niña, porque ahora ha tenido una ocasión estupenda de corregir todo eso.
En cuanto a sus hijos, la herencia que les deja, por desgracia, tampoco les garantiza un futuro prometedor, todo dependerá de la atención que les presten y el empeño que pongan en su educación sus tutores o su padre, aunque no cabe duda de que más posibilidades sí van a tener.

Al menos la venta de su intimidad servirá para algo bueno.... esperemos.

Lily dijo...

Madre mía, esa exposición de la vida privada me desborda.

Inma dijo...

Había oído la historia por la radio. No envidio su dinero, ni su vida, ni su muerte...

Fauve, la petite sauvage dijo...

Mira que lo he pensado, pero no se me ocurre otra manera mejor de expresar lo que pienso y siento que copiando el comentario de Fermín.

Bertha dijo...

Ayer vi la noticias y vi a esta chica que cuentas, esta es como todas, que con vender las esclusivas de todo, se hacen de oro y si no mira a esas chicas y chicos que se lian con famosos y despues lo van a contar a tv, para ganar dinero y hacerse famoso, a costa de ellos, odia a esta peña.

Lar dijo...

Yo vi su foto en el periodico la semana pasada, pero no sabia nada de su historia... Me he quedado helada...

Oishi dijo...

Uyyyy...no se que tiene lo que escribes, que lomismo me puede alzar en el rosa de la vida o hundir en el gris de la depresión.
Yo ni siquiera sabía quien era esa Jade.
Saludos