jueves, 17 de mayo de 2018

No con tu hija - entrevista a su autor


Desde que regresé del Salón del Cómic de Barcelona he estado un poco allá por la luna de Valencia y algunas cosas han sucedido en mi vida privada que me han impedido actualizar el blog como debía.

El Saló fue una vorágine de sensaciones, como lo suele ser siempre, y mis firmas en el stand de Dolmen fueron más o menos bien (al menos el sábado), aunque lo mejor fue la compañía, ya que me tocó firmar junto a Ifrabe (aquí su web: http://ifrabeilustracion.com/) que rubricaba ejemplares de su No con tu hija. Una maravilla de novela gráfica real como la vida misma (vamos si es real, que cuenta su relación con la hija adolescente de su pareja) y que a veces te hace reir y otras reflexionar. Es una novela que os recomiendo mucho, mucho. 



Así que aprovechando la coyuntura le solicité una entrevista para nuestra revista Foroesther, aunque ahora limitaremos las publicaciones a este blog, a la página de Foroesther y a Facebook.

No con tu hija es la historia de Iñigo (Ifrabe) y su relación con la hija de su actual pareja, una adolescente difícil y rebelde. (A.R. serán las iniciales que definan a esta Adolescente Repelente,tras evolucionar de N.A. [Niña Adorable]). Unas situaciones con las que seguramente se sienten identificados muchos padres.

-Háblanos un poco de ti, cómo empiezas en el mundo de la ilustración y por qué, quiénes son tus autores favoritos...

Siempre suelo decir que dejé de dibujar un poco más tarde que el resto de la gente. Habitualmente, los niños dejan de dibujar entre los seis u ocho años, cuando las críticas que vienen de fuera son crueles y casi todos dejamos de dibujar. Yo lo dejé un poco más tarde, aunque nunca del todo. Siempre que hacía un regalo o escribía una carta manuscrita (qué tiempos), incluía un dibujito. Mi otra vida fue por un camino diferente y, cuando iba por unos derroteros que no me gustaban, decidí hacer Ilustración para cambiarla un poco. La verdad es que entré allí por eso, por cambiar mi vida y para hacerle agún dibujito a mi sobrina por su cumpleaños y que estuviese orgullosa de su tío, no pensaba ganar ni un céntimo con mis dibujos, pero me encontré con unos cuantos profesores excepcionales que me motivaron un montón y me inculcaron la cultura del esfuerzo (que yo no tenía porque soy un vago). Y a partir de ahí me planteé dibujar y enfocar mi vida (o al menos una parte) al dibujo.

En cuanto a los autores, siempre he leído cómic, mi padre nos los compraba a mi hermano y a mí para que nos aficionásemos a la lectura y nunca los dejé, así que llevo 40 años leyendo tebeos, con lo que mi lista de autores es tremenda. De los clásicos, Moebius, Juan Giménez, Carlos Giménez, Jordi Bernet, Stan Sakai, Jiro Taniguchi... de los modernos, de los menos clásicos, pero que llevan su tiempo, Paco Roca, Antonio Zapico, Bastien Vives, Gipi, Larcenet... de los más nuevos Isabel Greenberg, Penélope Bagieu... el tebeo que más me gustó el año pasado es De tripas y corazón, de Pozla, pero vamos, ya te digo que me dejo muchos.

Image may contain: text

-Has realizado mapas, carteles publicitarios, ilustraciones para diversos ámbitos, y también retratos.  Y entonces llegó la novela gráfica. ¿Qué te ha movido a publicar una novela gráfica?

Como amante del cómic, siempre había estado latente hacer algo así, lo que pasa es que implica un esfuerzo titánico. Creo que entre otras cosas la hice porque no tuve que hacer ese proceso de documentación, de crear un mundo, unos personajes, una historia... todo eso estaba ahí, suelo decir que soy un amanuense, cogí la historia que estaba en el aire y la transcribí en viñetas.

-No con tu hija es una obra muy personal, ¿no da un poco de vértigo transformar tu vida personal en viñetas?

Una de las novelas gráficas más hermosas que he leído en mi vida es Píldoras azules, ¿ves? Me he dejado a Frederik Peeters,  ¡de mis favoritos indiscutibles! Habla de la relación que tiene con su novia seropositiva. ¡Es estremecedora! ¿Por qué no hacer algo parecido? En esta vida, todo tiene ventajas e inconvenientes, pero hacer una novela gráfica, a pesar del esfuerzo, y que contase nuestra vida, a pesar del vértigo, creo que tenía muchas más ventajas.

-Conociendo a algunos adolescentes es fácil imaginar que todo lo relatado y la actitud de A.R. es real al cien por cien pero... ¿hay algún punto que hayas exagerado o tomado prestado de la experiencia de otras parejas con hijos adolescentes? ¿Has alterado o inventado alguna situación?

No, eso es nuestra vida. No hay nada que me haya inventado ni que haya tomado de otras personas. Y con respecto a la exageración, creo que es lo contrario, está edulcorado. No es lo mismo ver a unos monigotes de colorines que hablan en bocadillos a escuchar gritos de mala leche en casa.

-Cuando decides empezar este proyecto, ¿cómo planteas la idea en casa, cómo se lo toman tanto tu pareja como A.R.?

Antes de No con tu hija hacía tiras cómicas en colaboración con el blog de mi hermano que también hacía lo propio, ambos tratábamos en las tiras las cosas que nos pasaban en casa. Después hubo un momento en el que en casa se decía lo típico: "es que esto es para escribir un libro", "es que esto es para contarlo". Pues hubo tantos "es que esto es para escribir un libro" que hubo que escribir un libro. Con respecto a cómo se lo han tomado, ambas tienen dos posturas, la primera es que les hubiese gustado que en vez de una tragicomedia hubiese sido solo una comedia y me hubiese ahorrado mostrar algunas de nuestras miserias y nuestras intimidades, pero a mí eso me parecía muy ventajista. 

La otra postura es que las dos están contentas de sentirse protagonistas de algo tan especial como No con tu hija.

-Imagino que A.R. no estaría muy contanta en un principio, aunque en la misma novela hace referencia a "su ayuda" en tu trabajo. ¿Ha leído la obra terminada? ¿Cómo la ve desde su punto de vista? ¿Hubo pataleta? ¿Satisfacción por verse protagonista? ¿Enfado en alguna interpretación de lo sucedido?

Un poco lo mismo de la pregunta anterior. Ella es muy guapa y muy presumida, así que ser la protagonista de algo así creo que hace mucha ilusión. sin embargo, ver su habitación desordenada, no le hace tanta.

-Confiesa: ¿es tu obra una venganza, un modo de abrirle los ojos o un arma educativa para ver si A.R. cambia de actitud? ¿Ha servido de algo?

En las primeras páginas del tebeo lo explico: no sé muy bien por qué lo he hecho. Va desde pedir ayuda a darla, desde expresar mi ira a pedir perdón, desde contar lo que sentía a un poco de autoayuda por lo que significa para mí dibujar... no sé, fueron muchas cosas. Desde luego, con respecto a un posible cambio de A.R. no ha servido de nada que no sea ir a peor (el libro cuenta desde que tiene 5 años hasta que tiene 13, ahora tiene 15. ¡Está en pleno apogeo!)

-Tu pareja parece una persona muy tranquila y racional en contraste con la personalidad de su hija. Imagino que se ha tomado con mucho humor ver reflejada vuestra vida y cotidianeidad en viñetas.

Lo que vengo diciendo de las dos posturas. Es una persona muy tranquila y con mucho sentido del humor, así que la parte de la comedia, genial. Pero también es bastante discreta, así que la parte de la tragedia...

-Te reflejas a ti mismo también como una persona lógica, tranquila, que no pierde los nervios (exteriormente) con A.R. Debe ser muy frustrante. ¿Actuarías de otro modo si fuera hija tuya?

Tengo un montón de peleas con su madre porque le digo que no puede ser que el instinto de maternidad esté por encima de todo. Yo no soy su padre, así que no tengo ni de paternidad (que parece que no es tan grande como el femenino), así que no puedo decirlo. Sí que tengo claro que hay cosas que no soportaría, fuese mi hija o no, pero más que por no soportarlas yo, por la educación de ella.

-¿Qué planes de futuro tienes en el mundo del cómic? ¿Tendremos segunda parte? ¿Algo nuevo en mente?

Ahora mismo estoy haciendo otra novela gráfica que me ha planteado mi hermano. Un dramón. Hay que ir comprando pañuelos porque se nos va a secar el lacrimal. Y por supuesto, sigo apuntando las cosas que nos suceden en casa. Muy mal se tiene que dar la cosa para que no haya una segunda parte de No con tu hija.





domingo, 8 de abril de 2018

Autobombito II - Presentación de Las chicas son guerreras

La presentación, a la que estáis invitados todos los lectores/as de Barcelona y todo aquel que quiera darse el paseo, es en la Librería Alibri, en la Calle Balmes num. 26, a las 12pm el sábado 14.

Presentarán Marika Vila (dibujante,ilustradora y presidenta de la Asociación de Autoras) y Antonio Martín (historiador y divulgador de Cómc).


viernes, 6 de abril de 2018

Brujas -el retorno

Se puede decir que ha sido un retorno con el estrés de tener que comprimir lo que iba a ser una relajada estancia debido a la cancelación de nuestro vuelo por la tormnta Emma y llegar casi con dos días de retraso. aún así, lo disfrutamos.

Brujas me enamoró la primera vez que la visité hace unos tres años, y siempre me prometí que iba a volver y quedarme unos días. Esa espinita clavada ya la saqué, aunque una de las actividades que tenía previstas no se pudo realizar: un paseo en barca por los canales, y es que debido a las bajas temperaturas, algunos tramos estaban helados y desde luego, hacía frío. 
Image may contain: bridge, outdoor and water

Eso sí, el primer día tras nuestra llegada, hicimos 16 kilómetros y pico a patita, visitando sitios que aparecen en la película In Bruges con Colin Farrell y Brendan Gleeson que el guiri quería ver y yendo a ver los molinos que está abiertos al público de primavera a otoño pero no lo estaban aún a principios de Marzo.

 Image may contain: sky and outdoor

Image may contain: sky and outdoor

Después de comer fuimos a visitar una iglesia en la que no había podido entrar en mi anterior viaje, y es que cierran un par de horas a mediodía: la Heilig Bloed Basiliek, que así en comparación con los edificios que la rodean parece muy poquita cosa.

Image may contain: sky and outdoor

Image may contain: outdoor

La Basílica de la Sangre Sagrada si la queréis traducir literalmente, no me tenía preparada para lo que iba a encontrar en su interior. Atea de convicción desde la infancia, a mí las iglesias me interesan arquitectónicamente, no por las supuestas "reliquias" que puedan tener, y esta decía tener la reliquia más sagrada de Europa: la supuesta sangre del mismo Cristo.

La capilla superior se reconstruyó en el siglo XIX tras ser destruida por los franceses en los 1790s. y como digo, es la que contiene ese vial con unas supuestas gotas de sangre y agua emjuagadas del cuerpo de Cristo por José de Arimatea. Se dice que el vial llegó aquí desde Jerusalén en 1150.

Al subir, lo primro que nos encontramos fue una señal de no hacer fotos y una cola para subir a una especie de estrado donde una señora vestida de rojo estaba sentada ante algo. Jay y yo nos apuntamos a la cola que resultó ser para mirar el vial. La gente se santiguaba, decía alguna oración moviendo los albios y sonreía a la señora que sonreía de vuelta y les daba algo (no sé si una servilletita (es lo que parecía) para secarse las babas, las lágrimas o no sé. Jay y yo pasamos sin pena ni gloria, todo para ver un tubito que parecía tener mármol de colores verde y rosado en su interior. Le sonreí a la señora pero no nos dió ni las buenas tardes. Creo que se nos notó demasiado que no nos creemos ná.

Me quedé con las ganas de hacerle foto porque había un seños alrededor muy vigilante, pero al resto de la iglesia sí se las hice, que no se diga que he perdido mis facultades!

Image may contain: people sitting, table and indoor

Image may contain: indoor

Tampoco había mucho más que ver


lunes, 19 de marzo de 2018

Autobombo I. Las Chicas son Guerreras. El Cómic Femenino de los 70 y 80

Antes de contaros algunas cosillas de mi viaje a Brujas, Gante y brevemente Bruselas (no os aburriré con lo último porque solo estuvimos unas lluviosas horas y yo ya lo había visto todo en mi anterior visita hace tres años), hago un parón para dar un poco de autobombillo a mi libro Las Chicas Son Guerreras. El Cómic Femenino de los 70 y 80. No onfundir con otro libro del mismo título de Irene Civico, Sergio Para y Nuria Aparicio (sin el subtítulo boviamente)

¿Por qué el mismo título? Mi libro llevaba tres años en producción. Lo comencé a finales del 2012, muy a finales ya, mientras aún vivíamos en Limerick y tras la publicación de Los Secretos de Esther. Después, tras mudarnos a Cork en Febrero y comenzar aquel trabajo en la empresa de cuyo nombre no quiero acordarme, abandoné el proyecto por falta de tiempo. Dejando mi casa a las 12 de la mañana cada día y regresando a las 11 de la noche, no había ni ganas. Y los meses fueron pasando. Pero el título lo tuve claro desde el principio, y no está reñido el que haya varios libros con el mismo título. Le añadimos su subtítulo y creo que se diferencia claramente.

Si no recuerdo mal, retomé el proyecto con fuerza en Mayo del 2015, con la aburrida tarea de clasificación de todos los tebeos femeninos en mi posesión. Empecé a comprar a mansalva todos aquellos que me faltaban y a pedir escaneados a mis amigas que tenían números que no podía encontrar. Uno de los títulos, Christie, no era sencillo de hallar y tuve la suerte de encontrar un lote completo (un poco alto de precio, pero para mí merecía la pena) con todos sus números (porque yo solo tenía uno de los 21 que componen la tirada).

Tras la clasificación de cada tebeo y sus contenidos, quedaba la labor de investigación. En muchos casos, buscar autores totalmente desconocidos para mí. Afortunadamente me considero una buena investigadora y gracias a Internet y varios foros a nivel mundial encontré respuesta a algunas preguntas y también a la ayuda de otros expertos pude hacerme con los nombres de los autores de historiets francesas y belgas con los que no estaba familiarizada. También conté con la ayuda de David Roach, escritor y dibujante galés que es un auténtico experto en la materia.

La investigación no concluye ahí, hay muchos otros aspectos con los que no quiero aburriros. Y mientras tanto, por supuesto, empezar a escribir, porque la investigación y la escritura ha sido conjunta, mientras escribía una sección, investigaba otra, leía los tebeos (sí,  me los he tenido que leer todos, un total de 1314. Algunos los he disfrutado enormemente. Otros han sido un tocho enorme, por lo aburrido o insulso de las historietas. Otros días me he tirado en la cama con un lote de cómics, sin ganas. Pero había que hacerlo.

Dicho esto, tras acabar el libro me dispuse a buscar editorial en la que este tipo de publicación encajase. Confieso que no las tenía todas conmigo, pensé que el esfuerzo de más de tres años languidecería en un cajón (ni siquiera me planteo la autopublicación), pero en menos de seis semanas tenía varias respuestas positivas y una oferta en firme. Tras aceptar la de Ediorial Dolmen, recibí alguna respuesta más con interés en la publicación pero para entonces ya tenía el contrato firmado.

El resultado final se verá, espero, en el próximo Saló del Cómic de Barcelona el mes que viene. Todo está ya en maquetación y tenemos una prueba de portada. Estaré firmando en el Saló y si tengo tiempo, haremos presentación también.




He de decir que estoy contentísima con el trabajo que han realizado desde la editorial con la portada y que la maquetación está quedando maravillosa.

Nos vemos en Barcelona, y antes de ello, volveré con novedades al respecto.

sábado, 10 de marzo de 2018

Malvada Emma

En la última semana de Febrero/Primera de Marzo llegó la tormenta Emma a la Isla Esmeralda. Nevó como nunca antes vi nevar. Me levanté con las calles cubiertas de un manto blanco más propio de navidad que de primavera. Niños y mayores se enfrentaron a bolas de nieve y crearon originales muñecos de nieve en algunas ocasiones.

                      Image may contain: snow and outdoor
Image may contain: snow, outdoor and nature

Bajo la alerta roja, el país se paralizó. En mi ficina, solo trabajamos los que lo hacemos desde casa. Las oficinas permanecerían cerradas el jueves 1 y viernes 2 de Marzo. Las tiendas cerraron. El transporte se detuvo. Ni trenes, ni autobuses, ni taxis no aviones. Se aconsejó no conducir y quedarse en casa. 

Nosotros viajábamos el sábado 3 a las 6.30am desde Dublín. Cogimos el viernes libre para irnos a Dublín la noche antes y no tener que pasar la noche en un autobús en un recorrido de 3.5 horas hasta el aeropuerto. Pero el viernes 3 no se restableció la normalidad a mediodía como en un principio habían calculado. La tormenta llegó en algunas zonas del país con más virulencia de la esperada y así, nos cancelaron el bus de las 2pm. Haciendo barrido rápido de la situación, volví a coger otro par de billetes con otra compañía que decía reestablecer sus servicios a partir de las 4.30. No mucho antes nos lo cancelaron también. Cancelé el hotel para esa noche, a sabiendas que una cancelación en el mismo día me suponía pagar la noche como si la hubiera utilizado. Envié un email rápidamente y amablemente no me cobraron la penalización dadas las circunstancias.

La primera compañía de transporte,la que nos canceló la salida de las 2pm anunció en su página de FB que la normalidad resumiría a partir de las 12 de la noche. Volví a comprar dos billetes para la 1am. 

Y entonces llegó el email de Ryanair de que nuestro vuelo a la mañana siguiente se había cancelado debido a las condiciones pésimas del aeropuerto. Más tarde, el autobús también nos canceló. Eso sí, Ryanair nos metió en vuelo a las 2 de la tarde del domingo, con lo cual perdíamos dos días de vacaciones, casi. También tuve que cancelar las tres noches de hotel en Brujas y una en Bruselas. Nuestor itinerario de vacaciones original era de dos días enteros en Brujas, uno en Gante con regreso a Brujas y dos en Bruselas (nuestro vuelo de vuelta salía el Miércoles 7, bastante tarde).

Llegamos, lo logramos, el Domingo sobre las 7 de la tarde, dejamos las cosas en el hotel junto a la estación, que tuve que volver a coger tras tener que cancelar la reserva original que ya teníamos pagada (y que continúo una semana después esperando el reembolso) y nos adentramos bajo una leve lluvia en las calles del centro de Bruges.

Maldita Emma. Malvada. Te llevaste dos días de mis vacaciones, pero no lograste acabar con mi ilusión.

lunes, 1 de enero de 2018

Reto superado

Me propuse leer 60 libros en el 2017 y lo conseguí! No todo son libros, hay novelas gráficas y más de 200 cómics que no salen en mi Goodreads por supuesto. Las novelas gráficas sí. Hay libros tochos, hay libros insufribles y hay libros cortos. Pero lo importante es que conseguí leer tanto como me propuse... Este año proseguiré con el reto de 60 libros con idea de superarlo.







viernes, 15 de diciembre de 2017

Cambridge (Ontario) - El viaje accidentado

Hace unos meses vi El Cuento de la Criada (The Handmaid's Tale), la serie de tv que ha adaptado a la pequeña pantalla el libro de Margaret Atwood. Ya conocía la historia de la película homónima de 1990 protagonizada por Natasha Richardson, Faye Dunaway y Robert Duvall.

Así que cuando decidimos ir a pasar las vacaciones a Toronto, y a sabiendas de que algunas escenas se habían rodado en la ciudad (aunque en puntos muy dispersos y a grandes distancias unos de otros), también descubrí que la mayor parte de las escenas se habían rodado en Cambridge, no el de UK sino el de Ontario, a dos horas de Toronto.

No teníamos todo planeado al milímetro por lo que no nos pusimos despertador para ir a la estación de bus. Si se nos hacía tarde y no íbamos, tampoco pasaba nada, porque nuestro único interés era ver las localizaciones de la serie. Así que para cuando llegamos a la estación, ya eran las 12 del mediodía. El siguiente bus salía a las 12.30 y llegaríamos allí sobre las 2.20. Y llegar llegamos, en un viaje tan rocambolesco que nunca jamás volveré a pasar por una situación similar.

El wifi en el bus era... inexistente. No logramos hacerlo funcionar y tampoco había enchufe para cargar y no deseaba quedarme sin batería al llegar. Pero esto no era lo peor. Porque lo peor estaba por llegar.

Llegamos a Cambridge. Más o menos. La estación estaba... a unos 7 kms del centro de la ciudad. Junto con una señora que tenía su coche aparcado frente a la estación de aspecto prefabricado en medio de aquella zona industrial, no había un alma. El cielo estaba plomizo y temíamos que empezara a llover de un momento a otro. con temperaturas de entre 19 y 20 grados, yo no llevaba chaqueta, solo un vestid de verano negro sin mangas. Y corría brisa de lluvia. 

Comenzamos a andar en dirección a Cambridge. Cruzando la carretera, entre un MacDonalds y una tienda de licores, vimos una parada de autobús que, al ver que un autobús iba en dirección contraria, supusimos iría al centro. Nuestro gozo en un pozo cuando vimos que en el poste había un cartel que decía que la parada estaba deshabilitada. 

Igualmente seguimos andando, ya encontraríamos la siguiente... pero no fue así. Veíamos muchos buses (con diferentes números subir pero solo uno o dos nos pasaron para abajo... después de caminar durante unos 3/4 de hora por fin vimos una parada, con su techito, sus asientos... y un monitor con los horarios. Unos 5-10 minutos después llegó el autobús. Le preguntamos si iba a la estación del centro. el conductor, al que parece que molestamos con nuestra pregunta asintió con la cabeza. Le pregunté cuáto era el trayecto. Dijo que 3.50. Y cuando fui a darle el dinero, me señaló un cacharro donde había que meter las monedas. Puse 7 dolares (3.50 por cada uno) y aquello no iba bien, no expedía el billete y el tipo no estaba por cooperar. Me dijo que No tenía que haber puesto 7 dólares, que era 3.50 por los dos y que si ponía más dinero tenía que empezar de nuevo. Ni el guiri ni yo teníamos más cambio y le dijimos que no sabíamos cómo funcionaba aquello... a regañadientes nos espetó que pasáramos, como si además nos estuviera perdonando la vida. No entendíamos nada.

Finalmente llegamos al centro y antes de buscar nada, decidimos comer, que ya eran pasdas las 3 de la tarde. Nuestor bus de vuelta era a las 5:50 y se nos iba a echar el tiempo encima.

Después, bajamos al río, que es principalmente donde se rodaron las escenas de The Handmaid's Tale. Y empezó a lloviznar aunque no demasiado, pero en el río corría una brisita nada simpática. Y aquí están las fotos de la serie, y las nuestras:

handmaids-tale-main-street-bridge-2

Esta escena es cruzando el puente y girando a la izquierda tras atravesar el río. Esa pared verde y crema corresponde a una cafetería.

Image may contain: sky and outdoor

handmaids-tale-walking-under-pergola

Para bajar al río, hay que cruzar bajo esta pérgola, aunque en este fotograma aparecen caminando en dirección contraria, hacia la iglesia presbiteriana. Yo también le hice fotos desde ambos lados:

                    Image may contain: plant, tree and outdoor
Image may contain: people standing, plant, tree, sky, outdoor and nature

Y por supuesto, esas escenas principales que aparecen una y otra vez en el quehacer diario de las criadas:

handmaidens-tale-cambridge-mill-race


Image may contain: sky, outdoor and nature

handmaidens-tale-cambridge-mill-race-2

Image may contain: sky, bridge, tree, outdoor, water and nature

Esta parte del río no es grande, todo se ha rodado en la margen izquierda según cruzas el puente.


Image may contain: outdoor


Después de pasearnos por la zona, decidimos volver al pub donde comimos a tomar una cerveza. Habíamos decidido regresar a la estación en taxi y evitar líos con el autobús de vuelta y la camarera durante el almuerzo nos había sugerido amablemente regresar y ella nos llamaría un taxi.

Image may contain: sky and outdoor

Image may contain: tree, outdoor, water and nature

Image may contain: sky and outdoor


Los alrededores de Main St,  donde se encuentra ubicado el pub Café 13 Main Street Grill tenía un par de edificios interesantes, pero el lugar no es uno donde me plantearía jamás vivir. Creo que me convertiría en una asedina en masa.

Eso sí, cuando bajamos al paseo a lo largo del Grand River, pensamos que no tardaríamos en ver a aquellas extrañas y serias mujeres con su uniforme rojo y sus blancas cofias.

Blessed be the fruit!


domingo, 19 de noviembre de 2017

Niágara

Decidimos contratar desde aquí una excursión de un día a Niagara Falls. Ya habíamos contratado otras a través de Viator en otros viajes y nos pareció una manera fácil y organizada de ver lo que quieres y conocer historia de los lugares que visitas con guías entusiastas de su trabajo. Además, te recogen y llevan al hotel con lo cual no tienes que preocuparte de llegar tarde o de perderte buscando el punto de encuentro.

Tras recoger a los diversos componentes de la excursión por todo Toronto, enfilamos camino a nuestra primera parada, unos viñedos para una degustación de vino de la región. Probamos un vino helado dulce (muy parecido al moscatel) que a 66 dólares la botella era una pena dejar allí. He de decir que la botella cayó en nuestra primera noche de regreso a Cork y me la tomé enterita, al guiri no le gusta el vino. Pero, regresando a la narrativa, nuestro sommelier Steve nos explicó que este vino nació casi de casualidad, debido a una cosecha que se heló y decidieron aprovechar y experimentar con la uva. Menudo descubrimiento!

Image may contain: tree, house, sky, plant, outdoor and nature

Image may contain: 1 person, drink, table and indoor
Steve y la degustación


A continuación nos encaminamos al pueblecito de Niagara on the Lake, de unos 17,500 habitantes y que a mí no me dijo mucho, pero al parecer es considerado uno de los pueblitos más bonitos de la zona, con su estilo colonial y su calle principal. Tiene varios festivales de teatro a lo largo del año y bien... lo dicho, no es mi estilo de lugar. Pinturesco, eso sí, pero si nos quedamos más de dos horas habría vuelvo al bus con temblores, a mí este tipo de enclave me recuerda mucho a esas películas de turistas perdidos en lugares remotos...

Image may contain: flower, tree, plant, outdoor and nature

Image may contain: tree, sky and outdoor

Image may contain: tree, sky, car and outdoor

Y finalmente continuamos ruta para llegar a las Cataratas, en el lado Canadiense que es mil veces mejor que el Americano, y que es donde se graban la mayoría de películas en las que salen estas famosas y gigantescas cascadas. Parada para comer en el restaurante con vistas Sheraton (habíamos cogido el tour con la comida incluida para no perder tiempo buscando sitio). Después, paseíto en barco hacia las Horseshoe Falls. Por mucho que te den un ponchito, te empapas. Pero te lo pasas pipa!

Image may contain: sky, outdoor, water and nature

Image may contain: sky, outdoor, nature and water

Image may contain: outdoor, water and nature

Image may contain: sky, outdoor and water

Image may contain: sky, outdoor, water and nature

Image may contain: sky, outdoor, water and nature

Image may contain: outdoor, water and nature

Image may contain: one or more people, sky and outdoor



Después te llevan a Table Rock House. Aquí puedes visitar the Journey Behind the Falls que basicamente es un recorrido por túneles bajo el paseo y sales a un balconcito al lado de la cascada. Y te pones pipando de nuevo. Desde arriba, las vistas son maravillosas.

Image may contain: sky, cloud, outdoor, nature and water

Image may contain: outdoor, water and nature

Image may contain: sky, outdoor, water and nature

Image may contain: sky, plant, outdoor, nature and water

Image may contain: outdoor and water

Image may contain: sky, ocean, mountain, outdoor, nature and water

Después de un par de horas aquí, nos llevaron a los Whirlpool Rapids Gorge, una sección del Río Niágara al norte del Whirlpool International Bridge y famosa por sus rápidos que debían estar muy lentos el día que fuimos. Además el cable car que te lleva de un lado al otro y desde donde puedes ver los rápidos ya estaba cerrado para cuando llegamos. Bonitas vistas, eso sí, y los rápidos comienzan hacia la derecha de la foto, río abajo. 
Image may contain: plant, sky, tree, mountain, outdoor, nature and water

Image may contain: sky, mountain, outdoor, water and nature

Y desde aquí, regreso a Toronto, reventados después de 8-9h de excursión y directos a cenar y a la cama.