martes, 12 de mayo de 2009

MOLLY MALONE


No conozco a nadie que no haya estado en Dublín y no se haya detenido en la confluencia de Grafton con Nassau Street. Muchos conocen la canción, himno extraoficial de la ciudad, otros creen que fue un personaje real. Mito o leyenda, Molly Mallone tiene historia propia.
Molly Malone es una canción popular, himno también de varios equipos de fútbol y rugby, y hasta aparece en La Naranja Mecánica.
El tema cuenta la historia de una vendedora de pescado de día, prostituta de noche que murió joven de unas fiebres y que supuestamente recorría las calles de la capital irlandesa en el siglo XVII. Y aunque no hay evidencia de que tal personaje existiera en la vida real, sí que es cierto que en esa época hubo muchas "Mollys", porque era el nombre "familiar" dado a las Marys o Margarets. Sin embargo, ningún tipo de evidencia parece sugerir que alguien con semejante historia existiera en las calles dublinesas.
Aún así, en 1988 la Comisión Dublinesa del Milenio "encontró" a una Molly Malone que había muerto un 13 de Junio de 1699, y proclamó ese día como "El día de Molly Malone".
El primer record de la canción aparece en 1883 en Cambridge, Massachusetts y más tarde, en 1884, en Londres.
La estatua que descansa en al entrada de la famosa calle peatonal de tiendas Grafton Street se erigió tan sólo en 1987 para conmemorar el primer milenio de la ciudad, y es obra de Jeanne Rynhart. Popularmente, la estatua es conocida como "The Tart with the Cart" (La Puta del Carro), "The Dish with the Fish" (El Plato con Pescado) y "The Trollop with the Scallops" (La Fulana con el Ostion).
Y la letra dice así:




In Dublin's fair city,
where the girls are so pretty,
I first set my eyes on sweet Molly Malone,
As she wheeled her wheel-barrow,
Through streets broad and narrow,
Crying, "Cockles and mussels, alive, alive, oh!"
"Alive, alive, oh,Alive, alive, oh",#
Crying "Cockles and mussels, alive, alive, oh".
She was a fishmonger,
And sure 'twas no wonder,
For so were her father and mother before,
And they each wheeled their barrow,
Through streets broad and narrow,
Crying, "Cockles and mussels, alive, alive, oh!"
(chorus)
She died of a fever,
And no one could save her,
And that was the end of sweet Molly Malone.
Now her ghost wheels her barrow,
Through streets broad and narrow,
Crying, "Cockles and mussels, alive, alive, oh!"

12 comentarios:

Elphaba dijo...

La Molly Malone! No te lo creerás, pero la primera vez que di inglés en toda mi vida, con 11 años en el cole, me enseñaron esta canción, y todavía me acuerdo de la letra perfectamente. De hecho la canturreo de vez en cuando. Me encanta!
Alive, alive, oh!

SUSANA dijo...

I like Molly Malone! It's like a song that has transcended the borders of Ireland!

It is sad and happy at the same time!

Kisses Candela!!!

cloti dijo...

Pues yo también la aprendí en el cole y la sigo canturreando de vez en cuando, igual que la de what shall we do with the drunker sailor? jajaja
Me voy que me tengo que arreglar que hoy habemus kdd.
Bsssssssss
cloti

Luz de Gas RadioBlog dijo...

Si Molly levantara la cabeza

Garbancitu dijo...

o la falda ...

Anabel Botella dijo...

Qué pena que yo no diera inglés en el instituto porque así podría saber de qué trata la letra. Igual le digo a mi pareja que la traduzca.
Saludos desde La ventana de los sueños.

Koldo dijo...

Saludotes Candelilla, algún día pasaré por ahí...a lo mejor..Koldo

soñ4dor4 dijo...

Anda, había oido esta canción otras veces, pero no sabía que era la canción de Molly Malone.
Saludos desde la ventana de mi cuarto (mira a ver si te va el msn ya)
Toñi

BLAS dijo...

Que me gustan a mí las canciones de aquella zona... Y me suena mucho, pero no tengo ni idea de dónde la he escuchado. Imagino que será en uno de mis cd´s de música celta, vamos, digo yo...
Hay que ver qué tetorras le han puesto a la estatua, qué envidia!!

Charo Barrios dijo...

Pues nada, a aprenderse la letra...
Saludos Candela

anele dijo...

La ví en mi visita a Dublín, claro que no conocía la canción ni su significado para la ciudad.

María dijo...

Me encanta la canción, y cuando estuve en Dublín la estatua de Molly fue de lo primero que visité. Luego, pasaba casi cada día por su lado.