viernes, 6 de noviembre de 2009

LAS COSAS DE PAPÁ

Mi padre siempre ha sido un manitas. De pequeña, tenía una casita de muñecas que hizo con un viejo cajón de un mueble que se tiró. Las puertas de la terraza -cuyo cierro puso el mismo y alicató todo- las hizo él, poniéndole los cristales que compró cortados a la medida. La puerta de la entrada también es obra suya. Y cuando me refiero a hacer las puertas, me refiero a comprar la madera tosca, lijar, cortar a la medida, pintar, barnizar, poner los pomos, todo. El suelo de todo el piso de mármol, lo puso él, así como montar ambos cuartos de baño cuando se cambió a mediados de los ochenta, alicatar ambos y también el suelo y alicatado de la cocina. Quizá de ahí me venga mi afición al bricolaje.
Además le he visto durante los años hacer marcos para fotos con hilos de colores, entretejiéndolos entre sí, cuadros con carcasas de langostas y cangrejos enormes (de sus tiempos de marino), llaveros de bolas de golf e incluso el mueble del altillo de la salita aprovechando el hueco dejado cuando se cambió la puerta de sitio.
Y desde que se jubiló hace ya unos años, aparte de dar rienda suelta a su dedos verdes en los jardines del edificio y los del Hogar del Pensionista al que esta afiliado (donde también ejerce de DJ de viejetes dicharacheros), se ha dedicado a hacer cosas varias.
A mi madre le ha hecho un joyero de madera con cajoncitos y tapa, exactamente igual a los que venden en las tiendas, forrado de terciopelo negro y con su receptáculo para los anillos incluido.
Una de las últimas veces que fui descubrí un cesto de alambre donde mi madre guarda diversos utensilios de costura y me sorprendió ver que los había hecho él mismo. Le pregunté si los hacía más pequeños (pensando en mis Nancys). Antes del final de mi estancia me hizo tres de ellos:



Y se ve que va ampliando su repertorio, Dios sabe qué será lo siguiente, porque en el paquete que recibí de casa la semana pasada (con muuuuchas pipas entre otras cosas), me envió este platito y tacita, también hechos a mano con alambre de colores, esta vez en blanco y azul.

17 comentarios:

Guinda de Plata dijo...

Candelita, guapa... Que este verano he estado sin escribir, totalmente alejada del ordenador (problemas de pachuchez del cuerpo y algo de la mente)... Pero llevo un par de meses retomándolo todo y esta noche me apetecía saludarte y mandarte un beso bien grande.

Preciosa entrada (el título me ha encantado por cierto, será que ya hace catorce años que se me fue mi papi y le echo muuuucho de menos), y muy bonitas las fotos. ¡¡Qué arte más grande tiene tu padre!!

B.

Candela dijo...

Hola Belen! Me alegra, pues, saber que estas bien!! Tengo que volver a subir tu blog, porque con le cambio de plantilla perdi todos los blogs y he tenido que ir buscando uno por uno y aun me faltan algunos, que vaya que soy!! Por cierto, en Diciembre voy a Cadiz cuantro dias, a ver si podemos vernos!

anele dijo...

Jamía, ya lo entiendo todo... de casta le viene al galgo.

Geno dijo...

¡Que bonitosss! Los cestitos están muy guapos pero la tacita con el plato es precioso ¡ole!

KIRA dijo...

Que paciencia por Dios!! para hacer unas cosas tan pequeñitas, y lo de ser manitas desde luego debe ir en los genes, pues tu no te quedas atras no... lo mismo "planchas un huevo que fries una corbata"... jejeje
Tienes un premio cuando tengas un ratito pasa a por el.
BSTS

marisa desaztre dijo...

Muy bonitas y originales las cestitas y la tacita con el plato. Felicita a tu padre por sus manos de oro, porque por lo que se ve y lo que cuentas tiene que ser un pedazo artista.

Bertha dijo...

Jo que manitas tiene, son una chulada?

María José dijo...

que bonitos Candela!!!! yo recuerdo cuando eramos pequeñas que por la calle siempre se podía encontrar manojos de esos cablecillos de colores, soíamos hacer trenzas y cosas por el estilo, realmente tiene unas manos de oro, para hacer esas cosas tan pequeñitas..... que suerte ser una persona tan polifacética hija, un día haré una entrada con las " cosas " de mi padre.

Besos

Valentín VN dijo...

Son una demostración de lo manitas que es. Por si tienes curiosidad, mi padre también tiene sus super poderes. Está en http://tonnerredebrest.blogspot.com/2009/10/view-master.html

BLAS dijo...

Es genial eso de tener un manitas para todo en casa, además que con el tiempo se aprende bastante observando, parece que de ahí tu aficción a no parar de hacer manualidades. Además que es estupendo eso de que no le guste estarse quieto e ir inventando cosas tan guapas para hacer. ¡¡Qué arte de tacita con su platillo y todo!! Pero vamos, que si ha enlosado toda la casa y alicatado lo baños, ya me quito el sombrero...

Candela dijo...

Y empapelado paredes, pintado, tirado tabiques, levantado otros... Vamos que no hizo el porton blindado el mismo porque no tendria con que cortar las tres-cinco planchas de acero que tiene, pero vamos ya te digo que el cierro de la terraza lo puso el mismo, asi como todas las ventanas de la casa y el cierro del patio interior... En mi casa han entrado pocos albañiles, por no decir ninguno...

Inma dijo...

Tu padre es un auténtico artesano. Las cestas y la tacita son preciosas, y anda q eso no tiene trabajo.

cloti dijo...

Todo preciosísimo y tu padre un verdadero manitas, pero tendrías que ver mi cara imaginándome una casita de muñecas hecha de un cajón, con cierre en la terraza, suelo de mármol y los baños alicatados, jajajajajajaja ¡hasta que me he dado cuenta! jajajaja
Bsssssssss
Cloti

Ana dijo...

Ohh! ¡cómo me gustan! la verdad es que hace falta ser muy mañoso para trabajar tan en pequeñito. Siempre digo lo mismo, pero ¡qué suerte tener ese don!

Candela dijo...

Jajaja, no, cloti no, tan mal me he expresado??? La casita del cajon tenia las paredes empapeladas, lamparas con bombillas enanisimas y cableado invisible que se encendian al apretar un boton sutilmente colocado en la parte de atras, y suelos de sintasol. Era una casita mas modesta... y con los muebles de los pin y pon!! jajajaj

chema dijo...

qué cestas más chulas (entre otras cosas que seguro que también lo son) hace tu padre!!
tener buena mano para el bricolaje es una suerte, porque si tienes que hacer cualquier pequeña reforma en casa, la puedes hacer tú mismo sin tener que pagar a nadie, y además le das tu toque personal...

Aurin dijo...

Es precioso lo que hace tu padre... Me ha gustado todo, pero, me ha encantado la tacita y el platito... es muy chulo...
También se dice, de tal palo, tal astilla... apoyo la moción de que por ahí puede venir tus gustos por las manualidades,y el que se te den tan bien