domingo, 10 de mayo de 2009

PODEIS QUITARNOS LA VIDA, PERO NO NOS QUITAREIS LIMERICK

Hoy a las tres de la tarde ha tenido lugar la marcha de protesta por las muertes inocentes llevadas a cabo por los gangsters de Limerick. Aunque organizada por Steve Collins, padre de Roy Collins, asesinado hace poco más de un mes, era también una marcha en memoria de Shane Geogheghan, muerto el pasado Noviembre, y Brian Fitzgerald, asesinado hace ya unos años, el portero de discoteca al que dispararon a las puertas de su casa por no permitir a estos matones vender droga dentro de la discoteca en la que trabajaba.
Ya desde las dos y media de la tarde, una marea humana ataviada de rojo, se concentraba en las inmediaciones de Pery Square. Roja, como la sangre derramada. Como el color del equipo favorito de Roy (Munster). Una marea de ira contenida y silenciosa que ha recorrido las calles en completo silencio hasta concentrarse a las puertas del Ayuntamiento. Calculo que habría entre 5000 personas. Limerick por fin ha dicho basta.
Steve Collins, en le centro, con familiares y el Alcalde de Limerick

Niños, jovenes, mayores y perros. En la solidaridad, todos valen


Llegados al Ayuntamiento, se ha mantenido un minuto de silencio en respeto por las víctimas, al cual ha seguido una pieza tocada a gaita por un gaitero solitario. A continuación, el Alcalde, con una ofuscación propia de William Wallace, ha pasado a recordar que Limerick ya ha tenido bastante. Que las calles no les pertenecen, que se va a hacer todo lo posible por cambiar las legislaciones actuales, incluso si se ha de hacer mediante comicio, dar mayor poder al cuerpo policial, endurecer las penas. Limerick jamás, jamás será vuestra, ha dicho. Estas bandas son un cáncer que debe ser extirpado, han traído a nuestras calles enfermedad y muerte. Sólo tengo una palabra para los que han traido la pena de muerte a la calle, y es ADIOS. Quiero un coche policial que vaya a las callesde Weston y les diga adios para siempre, acabó casi eufórico de indignación. Weston es el barrio donde principalmente se "atrincheran" los miembros más prominentes de estas familias de gangsters.
El padre de Roy ha tomado el micrófono después de la intervención del Alcalde de mejillas sonrosadas, siendo recivido con una gran ovación y aplausos. El hombre que realmente ha demostrado tener un par de huevos y enfrentarse a esta panda de mafiosos de poca monta con lo único que tiene -su vida-, ha tenido que controlar el llanto para decir que el dolor que siente un padre al que le arrebatan la vida de un hijo impunemente no se puede comparar con ningún dolor físico, que no quiere ver a otras familias sufrir como lo ha hecho la suya, ha llamado "mutantes" a los responsables de la vida criminal en Limerick, y ha agradecido la masiva participación en la marcha, totalmente inesperada.
Desde las profundidades de un corazón roto -ha dicho, mientras alzaba una hoja de papel con un corazon rojo partido en el centro-, gracias por estar aqui.
Limerick, por una vez, ha despertado de su estupor.

En el centro, con bigote, Stephen Collins

El hermano de Roy, actualmente amenzado de muerte por los Dundon

Hoy, me he sentido orgullosa de ser una ciudadana de Limerick.


17 comentarios:

chema dijo...

todas las personas que han acudido a esa concentración, han demostrado tener una gran valentía al estar allí, sin miedo a ser apuntados en la lista negra de los mafiosos. me ha gustado mucho que el alcalde ha hablado de medidas y acciones concretas, como endurecer las penas, y dar mayor poder a la policía para que vayan al barrio donde se esconden y les cojan a todos. ojalá esta manifestación marque un antes y un después.

Candela dijo...

No, Chema, los que hemos ido no nos consideramso valientes, ¿verdad Pucca? Solo ciudadanos indignados, que queremos pasear por las calles con tranquilidad. En paz...

Anabel Botella dijo...

Sois muy valientes al mostraros a cara descubierta ante estos asesinos. Y sí, también estáis indignados, como para no estarlos con uan banda de asesinos en vuestra ciudad. Es una pena que el hermano de Roi esté amenazado.
Saludos desde La ventana de los sueños.

BLAS dijo...

Yo lo único que espero es que lo que ha dicho el Alcalde se lleve a cabo y no se quede en mera parrafada política. Si realmente hace lo que dice, es evidente que no durarán mucho. El problema de esas bandas es que son como cucarachas y resisten lo que haga falta... Solo os queda esperar, ya no podeis hacer más, al menos habeis hecho lo posible, que es apoyar vuestro derecho a vivir en paz, lo que no es poco precisamente. Y Candela, tu cuídate ¿eh? (al menos para que me puedas seguir mandando Blasitos ;D), que después de leer cosas sobre Limerick dan ganas de enviarte a tí un bazooka para que lo tengas en casa debajo de la almohada...

SUSANA dijo...

Es una fuerte presión hacia los políticos y autoridades en general. Ojalá que logren entre todos una ciudad en paz.

Saludos Candela!

Shirat dijo...

Ánimo y ya nos irás contando. Yo también creo que tiene mucho mérito salir a la calle sabiendo que esos tipejos son tus vecinos.
Como Blas, yo también espero que el discurso del alcalde sea algo más que palabras.

Elphaba dijo...

Yo digo lo mismo que Blas, que no se quede la cosa aquí, porque si no, los que están en el ojo del huracán lo van a pasar mucho peor.
Animo!

Inma dijo...

Supongo que ahora se cortarán un pelo?¿O no?

CGR dijo...

Esperemos que esa unión entre los ciudadanos y esa lucha de resultados pronto

Valentín VN dijo...

Estupendo reportaje.

No parece que sea una situación normal para Europa, pero ocurren cosas así. Es una gozada ver cómo ha respondido la gente.

Valentín VN dijo...

Por cierto, he visto que tienes un Avatar. Me parece muy bonito.

Luz de Gas RadioBlog dijo...

Así se hace una ciudad.

Besos

Perín Meison dijo...

"Hoy, me he sentido orgullosa de ser una ciudadana de Limerick".--->Pues eso.

soñ4dor4 dijo...

Y jamás nos quitarán la Libertad !!

Candela dijo...

Jajaja, toñi, es que el alcalde era para verlo, todo metidito en su papel. De hecho el video esta en el Limerick Blogger

Charo Barrios dijo...

Me alegro de que al final la gente se haya atrevido. Eso es buena señal.
Yo también estaría orgullosa de vivir en Limerick.
Un beso.

anele dijo...

A ver si cambia algo, que ya va siendo hora.