lunes, 10 de agosto de 2009

AYA




Esta es Aya. A muchos os sonará su rostro, su nombre. Aparece siempre al término de cada capítulo de 1 Liter of Tears, dorama que he descubierto (cómo no) gracias a la ayuda de Elphaba. Sin ella, habría permanecido en la inopia sobre la vida de esta fantástica persona que durante diez años batalló sin dejarse vencer contra su enfermedad.

Aya Kito tenía solo 15 años cuando fue diagnosticada con la enfermedad degenerativa de Ataxia Cerebroespinal (SCA), un tipo de enfermedad genética progresiva. En el caso de Aya, su progresión fue bastante rápida, y murió a los 25 años de edad.
Durante sus diez años aprendiendo a aceptarse tal como era en cada instante, Aya demostró su fortaleza mental y física hasta el último minuto. Primero perdió la coordinación de movimiento de las piernas y se vio confinada a una silla de ruedas. Sus cuerdas vocales también se vieron afectadas, haciéndole difícil dejarse oir y finalmente perdiendo la capacidad de hablar del todo.
Aya canalizó toda su energia en escribir, a traves de sus diarios, sus experiencias, pensamientos y reflexiones, consciente de que podrían ayudar a otros con su misma condición. Los diarios fueron publicados dos años antes de su muerte. Aya continuó escribiendo prácticamente hasta el último momento, cuando sus manos ya no podían siquiera sostener un bolígrafo. Su medio de comunicación era un tablero con letras con el que formar palabras.
El legado de Aya va más allá de un melodrama en serie o en película o incluso unas palabras impresas en un libro que a día de hoy ha vendido unos 20 millones de copias. El melodrama más terrible es la vida misma, y eso jamás podrá reflejarse en unos actores, por muy buenos que sean. Tanto Erika Sawajiri en la serie como Asae Oonishi en la película logran alcanzar el alma del espectador con sus rendiciones cargadas de angustia y dolor. Uno se acostumbra a ver sus rostros, y el final se hace aún más inconsolable cuando lo sientes como propio.
La serie, del 2005, puede verse aquí al completo y la película aquí. Existe también un especial de tres horas de duración que Fuji Television aireó en Abril de 2007 y que sitúa la acción seis meses después de la muerte de Aya y se centra en las vidas de Haruto Aso, ya convertido en doctor en el mismo hospital en que Aya fue tratada y en Ako Ikeuchi, la hermana menor que ahora es enfermera interina. Haruto tiene una paciente de 14 años que se niega a hacer rehabilitación o tomar su medicación porque en el colegio está siendo acosada por los compañeros a causa de su enfermedad, la misma que padeció Aya, y ha perdido el deseo de vivir. La mayor parte de este especial consiste en un amplio resumen de la serie original, recorriendo los momentos especiales de la vida de Aya durante su padecimiento.
Parece se que también hay una producción de Indonesian Production House que es un claro plagio del drama original, esta vez llamado Buku Harian Nayla (El Diario de Nayla), y que ha sido ya reportado y está a la espera de ser legalmente resuelto. La adaptación China se llamó Tears of Happiness.
"Esta enfermedad... ¿Por que me escogió? (...) ¿Cuál es el
propósito de mi vida?(...) Siempre que pienso en el futuro, acabo en lágrimas
(...) ¿Madre, podré casarme algún día?
(...) Mi vida es como una flor que aún no ha florecido. Desde
el principio de esta juventud, quiero atesorarla y no arrepentirme de nada
(...)"
Aya Kito.
Aya dijo una vez que al escribir, sentía como si fuera a vivir siempre en sus palabras. Aya Kito vive aún en todos los que la hemos sentido. Y vive en Facebook.

15 comentarios:

Capitán Clostridium dijo...

No conocía esta historia estremecedora. ¡Qué puta es la vida. cuando nos depara tormentas inesperadas.

Al menos luchó y su experiencia servirá para muchos. Por lo menos a mí me sirven estas cosas para aceptar mejor lo que tengo, no quejarme tanto, y ver lo afortunado que, hasta el momento, soy.

Capitán Clostridium dijo...

No conocía esta historia estremecedora. ¡Qué puta es la vida. cuando nos depara tormentas inesperadas.

Al menos luchó y su experiencia servirá para muchos. Por lo menos a mí me sirven estas cosas para aceptar mejor lo que tengo, no quejarme tanto, y ver lo afortunado que, hasta el momento, soy.

María José dijo...

Candela, no se ni siquiera si tendré fuerza para ver eso, debo ser la antítesis de gente como esta!!! Heroes y heroinas que nos enseña a vivir.

Besos

Inma dijo...

Tremenda enfermedad. Tengo un familiar con una enfermedad neurodegenerativa.
Las cosas más sencillas se convierten en una carrera de obstaculos. El aseo personal, comer...son una lucha, y cada día es un triunfo.

Candela dijo...

Quid pro quo.

Besos, Candela.

Aurin dijo...

Es cierto,viendo estás cosas,uno se pregunta que de que se queja uno... El caso de Aya,y gente que tiene enfermedades de este tipo, o de otro, son dignas de admirar,por su afán de lucha,de aceptarse a si mismos y de su condición,y de supervivencia

Ana dijo...

Me apasionó la historia de Aya, y mi niña, ¡no me digas que no te lloraste como una magdalena...!!
Ya me he agregado a la página del facebook y tengo pendiente la peli. Ya te comentaré. Y síp...estoy de vacas blogueras, (pero volveré en breve) .

Candela dijo...

Candela, ahora nos vamos a hacer un lio candela-candela que se va a pensar la gente que me dejo comentarios a mi misma como hacen algunos por ahi, jajaja. Chicas, opresento a Candela de Sevilla (la arriba firmante), que no soy yo y que tiene un blog muy interesante!

Luz de Gas RadioBlog dijo...

No tenía ni idea de este tema, todavía no lo han comercializado por aquí pero todo se andará, seguro.

BEsos

KIRA dijo...

Todavia esta en mi lista de doramas pendientes de ver... tengo ganas de verlo, pero lo dejare para el otoño cuando ya te apetece mas quedarte en casita tranquilita, por cierto Candela dices que hay un libro? y se puede encontrar en español? bueno me dare una vueltecita por google a ver si lo encuentro...
BSTS

anele dijo...

Al final vais a acabar por convencerme. Bueno, si convencida estoy, lo que pasa es que eso de llorar un litro me echa un poco para atrás, que yo soy de lágrima muy fácil y me veo venir...
No sabía que estuviera basada en hechos reales.

Geno dijo...

Ma encanta esa canción, me encanta la serie y la persona (no el personaje) de Aya me parece digna de admiración, con esa lucha incansable contra algo a lo que no podía ganar. La peli aún no la he visto pero aún tengo tan reciente el dorama que no se si podría ver a otra chica en el papel de Aya, jejejej

marian dijo...

en mi familia se han dado dos casos de enfermedades de este tipo y es muy duro

candela & candela ?????????
uy uy uy

Candela dijo...

Si, mariam, si, Candela y Candela, pero se puede ver que somos diferentes... no como otras.... y no señalo a naide....

BLAS dijo...

Anda cono, tu tambien has caido! Te quedan por ver unos cuantos todavia, por este empece yo... No veas la de kleenex...