jueves, 11 de septiembre de 2008

SIETE AÑOS YA...

No me voy a repetir en lo que ya dije el año pasado, para quien no lo haya leído, puede hacerlo pinchando aquí, y si tenéis algo que decir, podéis dejar vuestra comentario más abajo...

6 comentarios:

Omaha Beach Boy dijo...

Parece mentira, por el tiempo y porque llegase a ocurrir aquella inmensa tragedia debida a la ignorancia humana.

Yo todavía recuerdo cómo pensé que se iba a armar una guerra mundial o algo así.

Elphaba dijo...

En ese momento fuimos unos cuantos los que sentimos un escalofrío de miedo por el cuerpo.

Lombard dijo...

Saludos Omaha:
Espero que no te moleste lo que voy a matizar pero temo que aquella tragedia se debió a cualquier cosa menos a la ignorancia.
Al menos por parte de quienes llevaron a cabo el mayor atentado terrorista de la Historia contra el propio territorio de una superpotencia con métodos absolutamente novedosos.
Estados Unidos no estaba psicologicamente preparado para recibir un ataque directo a su territorio, a lo largo de su historia apenas ha sufrido tres, dignos de consideración.
Tampoco nuestra sociedad, dicho sea de paso, está hoy preparada para encajar algo así, aunque historicamente España y Europa han debido experimentar muchas guerras, invasiones, ataques piratas, bombardeos aéreos y atentados terroristas como para no reaccionar.
Al igual que en el 11-M, el bombardeo de Dresde, la Noche de los Cristales Rotos, el saqueo inglés de Cádiz en 1597 o la represión de Sila en Roma, en el 11_S hubo unos objetivos muy claros, friamente escogidos y con un propósito muy definido. Los malnacidos que lo llevaron a acabo sabían de sobra lo que hacían y así lo deseaban.
Otra cosa es si aquello podría haberse evitado y ahí si entraría la ignorancia o mejor la incompetencia de unos servicios secretos, un gobierno y un país cogidos totalmente fuera de órbita.
Nadie esperaba que aquello pudiera suceder y por eso les salió redondo a aquellos matarifes fanáticos.
Un abrazo.

Ignacio Bermejo dijo...

Triste recuerdo, vacío doloroso que solo lo llenan las palabras, los sentimientos, y deseo que para siempre las buenas intenciones del hombre.

pepe guzman dijo...

si, 7 años...¿no fue ayer cuando pasó?, nó,fue hace 7 años. Fué horroroso, cuando dieron la noticia estaba durmiendo la siesta, me levanté con un miedo pavoroso, le indique a mi mujer que fuese a "la unica" (establecimiento dedicado a la venta de productos alimenticios) y llenara la despensa, pués esperaba que eso fuese el principio de una tercera guerra mundial. Cuando mi mujer volvió de la tienda a la media hora y me dijo que no habia nadie comprando nada mas que ella me tranquilicé un poco, esperaba que el establecimiento estuviese lleno a rebosar y las existencias empezaran a escasear. ¡QUE MIEDO! no me quiero ni acordar.

Ya estamos nuevamente en casa, asi que pronto sie el tiempo le da para ello volveras a ver a Mari-Tere por estos lares, por mi parte en cuanto baja las "afotos" que he hecho en La antilla (lepe) provincia de Huelva, las colocaré en mi blog.

un cariñoso saludo.

chema dijo...

cuando me enteré de la tragedia, estaba estudiando en la universidad, en una de las aulas que se habilitaban para estudiar en época de exámenes. el que corrió la voz de la noticia fue un bedel que se habría enterado escuchando la radio.

ese bedel era muy excéntrico pero tenía cosas en las que se notaba que no tenía un pelo de tonto. pocos días después del atentado le oí decir algo así como: "los americanos están muy cabreados... buscan culpables... y ahora van a matar moscas a cañonazos...". ese hombre dio en el clavo, por desgracia. aunque eso ya es otrs historia...

da miedo pensar de lo que son capaces los humanos... y lo peor es que atentados como éste tuvieron que ser planificados fría y concienzudamente. de qué clase de pasta pueden estar hechas esas personas...?